El tiempo - Tutiempo.net

lunes, 1 de febrero de 2021

Confusión y escrache a una estación de servicio de Posadas por un cliente que pagó por nafta que no le cargaron

 


Ramón Alberto Franco, un jubilado de Posadas, denunció que fue estafado por una estación de servicio dado que le cobraron 800 pesos de nafta, pero nunca le cargaron. Por su parte, el dueño de la YPF, Raúl Alonso, explicó que la situación se debió a una confusión. El dinero le fue devuelto al damnificado, quien ahora fue llamado a disculparse por parte del propietario de la estación de servicio.

Nota Por Misiones Onlie




Franco contó que mientras intentaba hablar con el empleado para hacerle entender que realmente pagó un servicio que no pudo utilizar, otro cliente se acercó quejándose de lo mismo. La única diferencia es que este segundo cliente había pagado una carga de mil pesos de nafta, pero al igual que el jubilado, nunca le cargaron.






Ramón Franco, damnificado.



Luego de esta situación que causó malestar, viralizó un audio donde denunció públicamente el hecho y recomendó a la gente que no intente cargar nafta en esta estación. “Pasé un mal momento y no sé por qué ocurrió eso, tendrán que investigar ellos”, señaló la víctima de estafa.



Finalmente, el dueño de la estación de servicio se comunicó con Franco, le explicó la situación, le pidió disculpas y le devolvió en efectivo su dinero. Además, le comunicó que la empresa ya había tomado una decisión y los empleados habían recibido una sanción por no haber reconocido su error y por no creer en lo que el cliente les trató de explicar.




Franco quedó conforme con sus disculpas y reconoció que quizás se excedió al enojarse tanto en ese momento, pero que su malestar fue tan grande debido a que para un jubilado es mucho haber pagado ese monto por un servicio con el que después no pudo contar.



“Para mí que soy un jubilado es mucha plata. Pero le pido disculpas al señor Alonso si mis palabras fueron agresivas, pero que se ponga también en mi lugar” manifestó finalmente el jubilado.


El dueño de la estación de servicios acusada de estafa aclaró la situación y pidió que el jubilado “viralice también un pedido de disculpas”


Raúl Alonso, propietario de la estación de servicios donde un jubilado dijo haber sido estafado aseguró que la empresa no tuvo intenciones de perjudicar al durante una carga de combustible, que luego no fue efectuada. Señaló que el empleado tenía el comprobante de carga que figuraba en la computadora y por el cual aseguró que había sido realizado. Sin embargo, fue una falla en el sistema que no depende de ellos, sino de las computadoras de YPF, a las cuales no tienen acceso.

Nota Por Misiones Onlie




Alonso señaló que una vez que el encargado de la empresa y el empleado se dieron cuenta de cuál había sido el error, fueron ellos los que se acercaron al jubilado. El cliente no buscó en ningún momento tener un diálogo pacífico con los encargados para entender la situación y para encontrar una solución.





Raúl Alonso, propietario de la estación de servicio YPF.



Comentó que muy diferente fue el caso del segundo cliente al que le sucedió lo mismo y a quien el jubilado mencionó también al denunciar públicamente el hecho. Afirmó que este otro cliente habló con el encargado, entendió la situación, aceptó las disculpas por el error y recibió su dinero.




“Ante esa situación este señor se puso nervioso y empezó a ponerse mal. Cuando se trató de hablar con él no entendió las razones, se llamó a un encargado y hubo una situación incómoda. Este señor se fue enojado y en el momento del cierre de caja se comprobó que efectivamente esos 800 pesos pertenecían a una carga anterior a la de este señor. El encargo le explicó todo y este señor aparentemente entendió lo que sucedió, pero en ningún momento pidió hablar con nosotros, en ningún momento el pidió ver qué pasaba y salió a agredirnos de forma injustificada”, explicó Alonso.



Manifestó que fue un hecho que afectó a todos, ya que fue un simple mal entendido, del cual la empresa se hizo cargo y parecía haberse solucionado. Sin embargo, luego se conoció el audio que difundió el cliente haciendo una denuncia pública. Señaló que lo peor de esta situación es que con esto perjudicó la imagen de la empresa, que nunca tuvo intenciones de estafar.



“Nos caracterizamos por ser una empresa honesta y tenemos gente a la que respaldamos totalmente”, expresó Alonso y agregó que particularmente el empleado que atendió al jubilado es alguien con quien tiene mucha confianza y que trabaja desde hace mucho tiempo.



Aseguró que por parte de la empresa ya hicieron todo lo que correspondía, aclarar lo sucedido, pedir disculpas por el error del mal funcionamiento de la computadora y del empleado y devolver el dinero. Que ahora le corresponde disculparse al denunciante, ya que no solo habló de una estafa de la empresa, cuando lo que sucedió fue un error humano, sino que también difundió información personal (nombre y apellido, dirección del domicilio, etc.) que atenta contra la seguridad del dueño de la empresa y su familia.



“Me gustaría que él, así como viralizó esto también viralice una disculpa por esto” indicó finalmente Alonso.

Fuente Nota Misiones Online
Creditos 

No hay comentarios.:

Lo mas Leído

Colabora con Este Sitio

Entradas populares

Buscas Una Salida ?


Foteer stil

Ver videos


Tendencia Twitter

También te puede Interesar

Mega Banner

Leer Mas Entradas

Lo mas leído !!

Mega Baner

BANNER CONSENTIMIENTO Themonetize

Agregarme a tu favorito

Agrégame a tus favoritos

Espacio disponible

Publicidad

Entradas populares

Compartir