El tiempo - Tutiempo.net

viernes, 29 de enero de 2021

Desapareció un hombre que fue a pescar y se sospecha que lo mataron




Fue detenido un primo que avisó a la Policía y cayó en contradicciones-

-Desapareció un hombre que fue a pescar y se sospecha que lo mataron-

Ariel González habría desaparecido en el arroyo Tuichá. Buscan a dos personas, entre ellos un menor que podría ser el testigo clave. La familia está desesperada






Son horas de desesperación para los familiares de Ariel González (38), desaparecido desde el último martes en Oberá, cuando fue pescar al arroyo Tuichá junto a un primo y otras dos personas, entre ellos un menor de edad que podría ser la clave para destrabar el misterio.


Por el hecho permanece detenido en averiguación del hecho el primo de González, identificado como Rodrigo G. (30), quien aseguró haber sido el último que lo vio con vida y alertó a la Policía sobre la desaparición.


De todas formas, para los investigadores por el momento el demorado es el principal sospechoso del caso, puesto que habría incurrido en contradicciones que complicarían su situación.


Al mismo tiempo, buscan a un segundo implicado conocido como “Nego”, quien aún no fue encontrado. También se pretende dar con un menor de edad que acompañó a los tres mayores y podría aportar datos para esclarecer el hecho, según anticipó un vocero.


Ayer, en tanto, familiares del desaparecido recorrieron parte del cauce del arroyo Tuichá en busca de algún indicio. La búsqueda por el agua se extendió hasta la desembocadura del arroyo El Barrero, aunque al cierre de esta edición no había novedades al respecto.


Con relación al hecho, se estableció que el martes a la mañana González y su primo se dirigieron a pescar y, por el camino, se sumaron el citado Nego y un menor que sería su vecino, en Villa Blanquita.


Sobre qué pasó después, por el momento sólo se sabe lo que relató el ahora detenido, quien afirmó que ya de tardecita estaban solos con González y decidieron volver, circunstancia en la que su primo desapareció en las caudalosas aguas del Tuichá.


Discusión y machete


Siempre según el relato de Rodrigo G., al no poder rescatar a su primo decidió regresar a su casa para dar aviso a la Policía. En consecuencia, a primera hora de la madrugada del miércoles una patrulla de la Seccional Tercera se presentó en la vivienda calle 25 de Mayo al 900, Villa Lohr.


En el lugar, el sospechoso relató que fue a pescar con su primo Ariel y otras dos personas. Por la tarde comenzó a llover, por lo que Nego y el menor, al cual tampoco logró identificar con nombre y apellido, regresaron a la ciudad.


Los primos permanecieron en el campamento esperando que calme el temporal de lluvia, hasta que decidieron regresar y para ello tuvieron que meterse al agua para cruzar el arroyo, instancia en la que González cayó al cauce y fue arrastrado por la corriente.


Indagado por los pesquisas, manifestó que en horas de la tarde su primo discutió con Nego, quien lo habría golpeado, pero la cuestión no llegó a mayores.


Posteriormente, el médico policial en turno constató que Rodrigo G. es quien posee marcas compatibles con “planchazos” de machete en la espalda, lo que alimenta la hipótesis de una pelea.


Por ello, los investigadores se hallan a la búsqueda de las otras dos personas que ese día fueron a pescar con los primos. Fuentes del caso indicaron que el citado Nego no fue encontrado en su domicilio, en Villa Blanquita, mientras que aún no trascendieron datos del menor.


En la peor de las hipótesis, el hallazgo del cuerpo se hace imprescindible para determinar las causas de un posible deceso, salvo una confesión que eche luz al misterio que envuelve al caso.


Qué dijo el sospechoso


Ayer por la mañana, El Territorio entrevistó a Pamela Ruñiski (23), concubina del detenido, con quien tienen seis hijos.


Angustiada por las sospechas que se ciernen sobre su pareja, comentó que González se crió en Buenos Aires y recién hace poco más de un año que reside en Oberá, donde inició de cero el vínculo con sus familiares.


“Mi marido y él son primos, se conocieron cuando Ariel vino para acá y desde entonces se hicieron muy amigos. Ariel venía y compartía con nosotros, y ellos siempre se iban a pescar. El lunes cenó con nosotros y ahí arreglaron para ir a pescar el martes. Estaba todo bien, nunca tuvieron problemas”, aseguró.


Asimismo, subrayó que su pareja fue quien dio aviso a la Policía, al tiempo que especuló: “Si él hubiera hecho algo a propósito no creo que llame a la autoridad. Pero vino y lo primero que me dijo fue que llame a la Policía porque Ariel se cayó en el agua y le arrastró la corriente”.


En diálogo con este matutino, la mujer detalló la secuencia que le habría relatado su pareja.


Según Ruñiski, ante las inclemencias del tiempo los hombres decidieron regresar y la corriente arrastró a González.


“Dice que Ariel iba prendido por él y en un momento se cayó en el agua. Primero él le agarró de un brazo y le levantó, pero Ariel volvió a caer y ya no salió más. Mi marido dio un paso y no tocó fondo, entonces agarró un palo para ver la profundidad y tampoco tocó. Se ve que ahí era hondo”, detalló.


Como la búsqueda se hacía infructuosa por la intensa correntada su concubino decidió regresar para pedir ayuda.


El hombre también le dijo que “Ariel y Nego discutieron por unos vinos y Nego le pegó unos planchazos con machete”, aunque el incidente no habría pasado a mayores.



Reclamo de la familia
Por su parte, familiares de Ariel González reclamaron mayor compromiso por parte de la Policía en la búsqueda, habida cuenta la extensión del terreno que deben recorrer a diario.


“La jefa de la Seccional Tercera nos dijo que iban a venir temprano, pero nosotros llegamos al mediodía y no había venido ningún policía. Estamos desesperados y necesitamos que nos ayuden. No sabemos si Ariel estará con vida, pero al menos queremos encontrar su cuerpo para despedirlo como Dios manda”, subrayó una tía.


En tal sentido, un grupo de mujeres de la familia se congregaron en la zona del basural, desde donde rastrillaron varios kilómetros, mientras los hombres buscaron en El Barrero.


Sobre las características del desaparecido, el mismo es de contextura física robusta, tez morena, 1,68 metro de estatura y cabellos castaños.


Vestía pantalón deportivo de color negro con líneas verticales blancas en los laterales, remera negra, campera del mismo color y llevaba una mochila.



Las claves
Denuncia. Rodrigo realizó la denuncia el miércoles por la madrugada. Convocó a la Policía en su casa y expresó que González cayó al arroyo debido a las inclemencias del tiempo.


Detención. El hombre también refirió a una pelea durante el campamento, diciendo que no había pasado a mayores. Tenía marcas en el cuerpo y terminó detenido.


Búsqueda. Hay dos personas que están siendo buscadas, una de ellas menor de edad. Estuvieron en el mismo campamento, pero volvieron antes que Rodrigo y González.

Fuente Nota ElTerriTorio
Créditos 


No hay comentarios.:

Lo mas Leído

Colabora con Este Sitio

Entradas populares

Buscas Una Salida ?


Foteer stil

Ver videos


Tendencia Twitter

También te puede Interesar

Mega Banner

Leer Mas Entradas

Lo mas leído !!

Mega Baner

BANNER CONSENTIMIENTO Themonetize

Agregarme a tu favorito

Agrégame a tus favoritos

Espacio disponible

Publicidad

Entradas populares

Compartir